Empresas Gestión empresarial
Búscate la vida

Código BLV: búscate la vida

Artículo original de José Antonio Ferreira Dapía, sobre el código BLB «búscate la vida», publicado en Mundiario, el 1 de marzo de 2024.

Ey, ¡Tecnófilos!

El Código BLV: búscate la vida es más que un lema, es una filosofía de vida y un enfoque estratégico crucial en el mundo empresarial.

Hoy quiero sumergirnos en un tema que ha sido el eje central de mi carrera empresarial durante más de tres décadas: el «Código BLV: búscate la vida». Este concepto va mucho más allá de un simple lema; es una filosofía de vida y un enfoque estratégico que considero esencial para el desarrollo y éxito de cualquier empresa.

En el ámbito empresarial, esperar pasivamente que las soluciones caigan del cielo es una estrategia que está destinada al fracaso. El Código BLV nos invita a adoptar una postura completamente diferente. Este enfoque no solo implica buscar soluciones a los problemas, sino también adoptar una actitud proactiva y autodidacta frente a los desafíos.

Búscate la vida es un llamado a la acción. Significa tomar la iniciativa, no esperar a que las oportunidades toquen a tu puerta, sino salir activamente a buscarlas. En el contexto de una empresa, esto se traduce en fomentar una cultura donde la curiosidad, la innovación y la resolución proactiva de problemas son la norma. Como empresario, he promovido constantemente un ambiente donde se valora la iniciativa individual y la búsqueda constante de mejora.

Pero el Código BLV va más allá de encontrar soluciones. También implica asumir la responsabilidad de tu propio crecimiento y desarrollo. En el mundo de hoy, con un acceso sin precedentes a la información y al aprendizaje a través de internet, plataformas como Google, ChatGPT y otros recursos en línea, no hay excusa para no estar en constante aprendizaje y evolución.

BLV es sinónimo de resiliencia y adaptabilidad.

En el viaje empresarial, nos encontramos con innumerables obstáculos y desafíos. Adoptar la mentalidad de BLV significa ver cada obstáculo como una oportunidad para aprender y crecer. Significa no rendirse ante el primer signo de dificultad, sino persistir, adaptarse y encontrar caminos innovadores hacia el éxito.

Implementar el Código BLV en una empresa no es tarea fácil. Requiere de una cultura que valore y fomente la iniciativa individual y el aprendizaje continuo. Sin embargo, los beneficios son inmensos. Una empresa que abraza el Código BLV se convierte en un entorno dinámico, innovador y resiliente, capaz de enfrentar los retos del mercado con agilidad y creatividad.

En mis más de treinta años como empresario y tecnólogo, he visto cómo el Código BLV transforma no solo negocios, sino también personas. Al adoptar esta filosofía, estamos preparando a nuestra empresa y a nuestro equipo para el éxito en el presente y estamos sembrando las semillas para un futuro sostenible y prometedor.

El Código BLV no es solo un conjunto de acciones; es una mentalidad, una forma de enfrentar la vida y los negocios. Es un recordatorio constante de que, en el mundo empresarial, como en la vida, aquellos que toman la iniciativa y se buscan la vida son los que realmente marcan la diferencia.

¡Se me tecnologizan!

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.